PequeñosTu oración: Querido Padre, gracias porque aunque a veces miento a mami y a papi tu me amas y perdonas.

Versículo para hoy: «Levántate, por favor; siéntate y come del animal que he cazado, y dame tu bendición». Génesis 27: 19.

Isaac, el papa de Jacob y Esaú, estaba muy enfermo, ya no podía Ver y apenas escuchaba. Isaac llamo a Esaú y le dijo que fuera a cazar un animal y le preparara una comida para bendecirlo y darle los derechos de hijo mayor. Rebeca, la mama, había escuchado toda la plática entre el papá y Esaú. Así que corrió adonde estaba Jacob y le dijo: «iVe con tu padre! Tu hermano Esaú acababa de salir. Colócate esta piel de cabrito en tu cuerpo para que tu padre al tocar la piel crea que eres Esaú por ser velludo. Llévale este guisado y dile que has llegado para que te de su bendición».

Jacob siempre había querido tener la bendición de su padre, entro a la habitación donde estaba su padre y le dijo: «Padre, ya llegue para que me des tu bendición». El papa toco a Jacob  y le pidió que le acercara el guisado para comer y le pidió a Jacob que se acercara para darle su bendición. Isaac dijo las palabras más hermosas que un hijo pudiera escuchar. La bendición tan anhelada había sido dada a Jacob.

 

Lecturas Devocionales para pequeños

Amigos de Jesús

Por: Cesia Alvarado Zemleduch

Visite nuestra web: www.DevocionMatutina.com

(761)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*