El mensaje del segundo ángel, 12 de junio
Otro ángel le siguió, diciendo: Ha caído, ha caído Babilonia, la gran ciudad, porque ha hecho beber a todas las naciones
del vino del furor de su fornicación. Apocalipsis 14:8.
El mensaje del segundo ángel de Apocalipsis 14 fue proclamado por primera vez en el verano de 1844, y se aplicaba entonces
más particularmente a las iglesias de los Estados Unidos de Norteamérica, donde la amonestación del juicio había sido también
más ampliamente proclamada y más generalmente rechazada, y donde la decadencia de las iglesias había sido más rápida. Pero
el mensaje del segundo ángel no alcanzó su cumplimiento total en 1844. Las iglesias decayeron entonces moralmente por haber
rechazado la luz del mensaje del advenimiento; pero esta decadencia no fue completa. A medida que continuaron rechazando las
verdades especiales para nuestro tiempo, fueron decayendo más y más. Sin embargo aún no se puede decir: “¡Ha caído, ha caído
Babilonia, la gran ciudad, porque ha hecho beber a todas las naciones del vino del furor de su fornicación!” Aún no ha dado de beber
a todas las naciones.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 440.
Dios tiene aún un pueblo en Babilonia; y antes que los juicios del cielo la visiten, estos fieles deben ser llamados para que salgan
de la ciudad y no tengan parte en sus pecados ni en sus plagas.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 662.
Este es el mismo mensaje que fue dado por el segundo ángel: caída es Babilonia, “porque ha hecho beber a todas las naciones del [177]
vino del furor de su fornicación”. ¿Qué es ese vino? Sus falsas doctrinas. Ella le ha dado al mundo un falso día de reposo en lugar
del sábado del cuarto mandamiento, y ha repetido la mentira que Satanás dijo primero a Eva en el Edén: la inmortalidad natural
del alma. Muchos errores de esta clase han sido difundidos ampliamente por ella, “enseñando como doctrinas, mandamientos de
hombres”. Mateo 15:9…
En la última obra para la amonestación del mundo también se hacen dos llamados distintos a las iglesias. El mensaje del
segundo ángel es: “Ha caído, ha caído Babilonia, la gran ciudad, porque ha hecho beber a todas las naciones del vino del furor de
su fornicación”. Y en el fuerte clamor del mensaje del tercer ángel se oye una voz del cielo, que dice: “Salid de ella, pueblo mío,
para que no seáis partícipes de sus pecados, ni recibáis de sus plagas; porque sus pecados han llegado hasta el cielo, y Dios se ha
acordado de sus maldades”. Apocalipsis 18:4, 5—Comentario Bíblico Adventista 7:996.
173

(261)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Category:

Videos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*