Milagros satánicos—2, 19 de julio
También hace grandes señales, de tal manera que aun hace descender fuego del cielo a la tierra delante de los hombres.
Apocalipsis 13:13.
A medida que el pueblo de Dios se acerca a los peligros de los últimos días, Satanás sostiene ansiosas consultas con sus ángeles
en cuanto al plan de mayor éxito para derribar su fe. Él ve que las iglesias populares ya están dormidas, arrulladas por su poder
engañador. Mediante una sofistería agradable y milagros engañosos puede continuar teniéndolas bajo su dominio. Por lo tanto dirige
a sus ángeles para que coloquen sus trampas especialmente destinadas a los que esperan la segunda venida de Cristo y se esfuerzan
por guardar todos los mandamientos de Dios.—Testimonios para los Ministros, 472.
Se nos ha advertido que en los últimos días obrará con señales y maravillas mentirosas. Y continuará esas maravillas hasta que
termine el tiempo de gracia, a fin de poder señalarlas como evidencias de que es un ángel de luz y no de las tinieblas.—Mensajes
Selectos 2:58.
Satanás vendrá para engañar si fuere posible a los mismos elegidos. Él declara ser Cristo, y ya viene, pretendiendo ser el gran
médico misionero. Él hará que descienda fuego del cielo a la vista de los hombres para probar que él es Dios.—Medical Ministry,
114.
Las maravillas mentirosas del [215] diablo son las que cautivarán al mundo, porque hasta hará descender fuego del cielo ante la vista
de los hombres. Realizará milagros, y este maravilloso poder obrador de milagros abarcará todo el mundo.—Mensajes Selectos 2:59.
Algunos estarán tentados a recibir estos prodigios como provenientes de Dios. Habrá enfermos que sanarán delante de nosotros.
Se realizarán milagros ante nuestra vista. ¿Estamos preparados para la prueba que nos aguarda cuando se manifiesten más plenamente
los milagros mentirosos de Satanás? ¿No serán entrampadas y apresadas muchas almas? Al apartarse de los claros preceptos y
mandamientos de Dios, y al prestar oído a las fábulas, la mente de muchos se está preparando para aceptar estos prodigios mentirosos.
Todos debemos procurar armarnos ahora para la contienda en la cual pronto deberemos empeñarnos. La fe en la Palabra de Dios,
estudiada con oración y puesta en práctica, será nuestro escudo contra el poder de Satanás y nos hará vencedores por la sangre de
Cristo.—Joyas de los Testimonios 1:101.
212

(224)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Category:

Videos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*