Devoción Matutina para Adultos 2017 | Compartir lo que hemos recibido

LA VICTORIA EN CRISTO
«Dios […] nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier tribulación, por medio de la consolación con que nosotros somos consolados por Dios». 2 Corintios 1: 3-4

EL SEÑOR ESTÁ SIEMPRE dispuesto a mostrar a los pecadores arrepentidos su gracia y su verdad; está listo para concederles perdón y amor; y demanda que los que han sido bendecidos por su compasión revelen esa misma misericordia y amor hacia los demás; pues ello equivale a hacer «las obras de Cristo», a «guardar los mandamientos de Dios» (Mat. 11: 2, RV77; 1 Cor. 7: 19). Aquellos que muestran verdadera gratitud, glorifican a Dios cuando lo aman sobre todas las cosas y aman a su prójimo como a sí mismos. Manifiestan el hecho de haber recibido, no el espíritu que es del mundo, sino el Espíritu que es de Dios. A través de un conocimiento adquirido por la experiencia, saben cuán bueno es lo que Dios gratuitamente les ha dado, pues han sido iluminados por el Espíritu Santo. Se ocupan en su «salvación con temor y temblor», conscientes de que es Dios el que obra en ellos tanto «el querer como el hacer por su buena voluntad» (Fil 2:12, 13, RVC). Cristo mora en el alma del creyente como un pozo del que mana vida eterna.
Cuando comencemos a vernos como la posesión adquirida por Cristo, veremos más claramente nuestra necesidad de su presencia constante para poder representarlo manifestando misericordia y amor hacia todos aquellos que figuran dentro de nuestro ámbito de influencia. Nuestra vida está cargada de solemnes responsabilidades y, solo estando completamente consagrados a Dios, solo cuando él nos purifica y derrama su vida y su Espíritu sobre nosotros, podremos representarlo correctamente ante los demás. Nuestra responsabilidad se extiende a nuestros pensamientos, palabras y acciones, así como a todas las interacciones con nuestros semejantes.
A fin de cumplir la ley, debemos guardar la regla de oro y tratar a los demás como quisiéramos que nos trataran a nosotros. Nuestra influencia debe ser santificada por el Espíritu Santo si ha de ser de bendición para la humanidad. No debemos angustiarnos por lo que tendremos que hacer en las semanas, los meses o los años venideros; ya que el futuro no nos pertenece. Solamente el día de hoy es nuestro, y durante este día debemos vivir para Dios, y embellecer nuestro carácter por fe en la justicia de Cristo. Debemos colocar este día en las manos de Cristo en solemne servicio, y en todos nuestros propósitos y planes ser guiados por él. Este día hemos de hacer a los demás exactamente lo que quisiéramos que ellos nos hicieran a nosotros. Hemos de estar siempre dispuestos a pronunciar palabras amables que broten de un corazón lleno de amor y compasión.— Signs of the Times, 11 de julio de 1892.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2017
DE VUELTA AL HOGAR
Elena G. de White
Lecturas devocionales para Adultos 2017
http://devocionmatutina.com
========================
En Facebook: https://www.facebook.com/DevocionMatutina.Online
Grupo: https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD

(484)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*