HBOOK007-pequeños800Cuando Dios creó al ser humano, lo hizo parecido a Dios mismo. Génesis 5:1.

Es mucho mejor recibir una sonrisa que un rostro enojado. Si tú estás de acuerdo con eso, debes saber que los demás piensan lo mismo. Por eso, si alguien te sonríe, devuélvele tu sonrisa. Todos preferimos una sonrisa.

Sé que muchas veces es difícil sonreír, especialmente cuando nos llevan la contra, cuando estamos tristes, o alguna cosa no sucede exactamente como nos gustaría que sucediera. Sin embargo, las personas fueron hechas a la imagen de Dios. Y Dios no es un cascarrabias. Él siempre tiene una sonrisa para ti y para cada uno de sus hijos.

Cuando tú estás enojado, no estás siendo semejante a Dios en nada. En cambio, si sonríes, ya te comienzas a parecer a él otra vez. ¿Ya le sonreíste a alguien hoy?

 Hablemos con Dios

Querido Dios, ayúdame a alegrarle el día a alguien usando la sonrisa que tu me diste. ¡Amén!

 

Meditaciones Matinales para niños pequeños

Hablemos con Dios

Por: Sueli Ferreira de Oliveira – Marta Irokawa

Visite nuestra web: www.DevocionMatutina.com

(563)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*