El papel del espiritismo, 7 de junio
Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios; porque muchos falsos profetas han salido por el
mundo. 1 Juan 4:1.
Muchos hombres serán entrampados por la creencia de que el espiritismo es tan solo una impostura humana; pero cuando sean
puestos en presencia de manifestaciones cuyo carácter sobrenatural no pueda negarse, serán seducidos y obligados a aceptarlas como
revelación del poder divino.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 609.
Conforme vayan siendo aceptadas las enseñanzas del espiritismo en las iglesias, irán desapareciendo las vallas impuestas al
corazón carnal, y la religión se convertirá en un manto para cubrir las más bajas iniquidades. La creencia en las manifestaciones
espiritistas abre el campo a los espíritus seductores y a las doctrinas de demonios, y de este modo se dejarán sentir en las iglesias las
influencias de los ángeles malos.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 661, 662.
Los predicadores populares no pueden resistir con éxito al espiritismo. No tienen nada con que proteger a sus rebaños de su
influencia nefasta. Gran parte de los tristes resultados del espiritismo recaerá sobre los ministros de esta época, porque han pisoteado
la verdad, y preferido las fábulas.—Joyas de los Testimonios 1:120.
Satanás ha [172] estado preparándose desde hace tiempo para su último esfuerzo para engañar al mundo. El cimiento de su obra lo
puso en la afirmación que hiciera a Eva en el Edén: “De seguro que no moriréis… En el día que comiereis de él, vuestros ojos serán
abiertos, y seréis como Dios, conocedores del bien y del mal”. Génesis 3:4, 5 (VM). Poco a poco Satanás ha preparado el camino
para su obra maestra de seducción: El desarrollo del espiritismo. Hasta ahora no ha logrado realizar completamente sus designios;
pero lo conseguirá en el poco tiempo que nos separa del fin. El profeta dice: “Y vi… tres espíritus inmundos a manera de ranas; pues
son espíritus de demonios, que hacen señales, y van a los reyes de la tierra en todo el mundo, para reunirlos a la batalla de aquel gran
día del Dios Todopoderoso”. Apocalipsis 16:13, 14. Todos menos los que estén protegidos por el poder de Dios y la fe en su Palabra,
se verán envueltos en ese engaño. Los hombres se están dejando adormecer en una seguridad fatal, y solo despertarán cuando la ira
de Dios se derrame sobre la tierra.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 618.
168

(341)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Category:

Videos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*