Bosquejo de la lección 2 – De los oídos a los pies

Motivación:

Años atrás existía el sistema de cintas de video-casete para ver películas, etc. En ese tiempo también habían rebobinadores de cintas para evitar que se gastara el VHS. Siendo así, si querían ver nuevamente la película o ver alguna parte importante de la película sólo tenían que rebobinar y así podían ver nuevamente aquel episodio. El problema de la vida es que no tiene botón de rebobinar. Cada día, cada segundo, carga en sí mismo su propio fin. El tiempo es indiscutiblemente una de nuestras fuentes no renovables. Todos los momentos pueden ser recordados, celebrados o lamentados, jamás recuperados.

No podemos recuperar nuestras palabras, promesas y tiempo.

Foco: Entender que podemos vivir sabiamente si Cristo vive en nosotros y nos da nuevos deseos, pues dejados por nuestra propia cuenta, somos invariablemente arrastrados hacia la locura.

(754)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*