Domingo 5 de enero
EJEMPLOS DEL ANTIGUO TESTAMENTO
Lee 2 Samuel 12:1 al 7; Isaías 28:24 al 28; Jeremías 13:12 al 14; y Ezequiel 15:1 al 7. ¿De qué modo estas parábolas y alegorías expanden nuestra comprensión de la relación de Dios con la humanidad? ¿Qué objetos o ambientes usados por los profetas aparecen más tarde en las parábolas de Jesús?
Como vemos, Natán cuenta una parábola para disimular el verdadero propósito de su visita. David se implica como el transgresor, pronunciando su propia sentencia. Usando un recurso literario (una parábola), Natán realiza algo que, de otro modo, podría haber producido una confrontación y, tal vez, incluso una ejecución (¡la propia!).
La historia poética de Isaías proviene del trasfondo agrícola familiar para sus oyentes. Siglos más tarde, Jesús emplearía algunos de esos mismos ambientes. La parábola de Isaías enseña acerca de la ilimitada misericordia de Dios durante los tiempos de castigo. El capítulo 12 de Hebreos aplica los castigos de Dios como herramientas de corrección en vez de armas para la venganza. Los castigos divinos reflejan sus propósitos redentores; fueron suficientes para estimular el arrepentimiento, el reavivamiento y la reforma. Sin embargo, cuando aparecían grandes terquedades y rebelión, les seguían castigos mayores.
La parábola de Jeremías es una aterradora ilustración del juicio. Cada vez que los seres humanos frustran los propósitos redentores de Dios, él los deja que sufran las consecuencias de lo que eligieron. Del mismo modo, Cristo compartió parábolas de juicio con sus oyentes. Ezequiel usa un símbolo diferente para transmitir un mensaje similar.
¿Qué hay en los relatos de historias que las hacen un medio tan poderoso para expresar verdades? ¿Cuáles son algunas de tus historias favoritas, y por qué te gustan? Lleva tu respuesta a la clase el sábado.

(861)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*