Domingo 1 de febrero 2015 | Devoción Matutina para Jóvenes 2015 | Dios es amor

Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él. 1 Juan 4:16.

El mes pasado, al repasar las evidencias de la existencia de Dios que se encuentran en la naturaleza, vimos que Dios posee, por lo menos, tres atributos básicos:
1) Es omnipotente: todo lo puede, es infinito en poder, no hay nada que él no pueda hacer, nada que se resista a su voluntad.
2) Es omnisapiente: todo lo sabe, todo lo conoce, todo lo comprende. No hay rincón del universo, ni del mundo en que vivimos, ni de tu propia vida, que Dios no conozca y comprenda, con una mirada sabia, penetrante, lúcida, clara.
3) Es amor: la funcionalidad, la belleza y el placer que se encuentran en la naturaleza nos hablan de que Dios es un Ser sensible, bondadoso e interesado en nuestra felicidad.
El gran tema de la Biblia, imprescindible para poder entender correctamente todos los demás, incluso aquellos que nos parecen oscuros o difíciles de comprender, es el amor de Dios. En el versículo para hoy se afirma en forma categórica la mejor definición de cómo es Dios: “Dios es amor”. No hay tema de la Biblia que no deba ser comprendido a la luz de esta gran verdad, de esta gran clave. Porque, lamentablemente, a lo largo de los siglos los religiosos, tanto judíos como cristianos, hemos presentado enfoques de la Biblia que han sido dañinos para el espíritu humano, y hemos proyectado una imagen enfermiza de Dios y de la vida religiosa, que ha alejado de Dios a más gente que el propio ateísmo.
Además, a muchas personas que no tuvieron la dicha de haber tenido una buena imagen paterna, les cuesta ver a Dios como un Padre celestial amoroso, tierno y compasivo; quizá porque su padre terrenal ha sido una persona dura, castigadora o perfeccionista; o se ha “desentendido” de sus hijos, no proveyéndoles cuidado, interés, protección o afecto.
Por eso, cuán importante es conocer lo que Dios revela de sí mismo, lo que él quiere que sepamos acerca de lo que siente por nosotros y de cómo quiere tratarnos. Y lo primero que quiere que sepas, con todo énfasis, es que te ama; que “Dios es amor”.

DEVOCIÓN MATUTINA JÓVENES 2015
EL TESORO ESCONDIDO
Un encuentro con Dios en tu juventud
Por: Pablo M. Claverie
Lecturas devocionales para jóvenes 2015
www.DevocionMatutina.com

(435)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*