Domingo 17 de enero 2016 | Devoción Matutina para Mujeres 2016 | En todo tiempo ama una amiga

La verdadera amistad no se hiela durante el invierno. Proverbio alemán

JOHN MlTANI, profesor de la Universidad de Michigan, Estados Unidos, lleva más de veinte años viajando a Uganda, África, para estudiar la conducta de los chimpancés. De entre todas sus experiencias, le encanta contar una ocurrida entre dos machos a quienes él ha llamado Haré y Ellington.
Haré y Ellington no tenían parentesco alguno; sin embargo, cuando salían a cazar con los demás, los dos compartían su presa en lugar de competir por ella. Si uno se enzarzaba en una pelea, el otro lo defendía. En ocasiones llegaban a pasar días solos en el bosque, uno al lado del otro. Y cuando se alejaban, “siempre se estaban enviado mensajes” de voz. Su “amistad” duró hasta la muerte de Ellington en el año 2002. Pero lo más sorprendente vino después. Haré, que siempre había sido un chimpancé muy sociable, se convirtió en un solitario. Pasó un largo proceso de duelo.*
Los biólogos evolucionistas y los antropólogos siempre han considerado la amistad como algo distintivo de una única especie de “primates”; los humanos. Pero si un ser irracional, instintivo, es capaz de establecer lazos de amistad a largo plazo, cuánto más nosotros, que hemos sido dotados con la capacidad de amar racionalmente. ¿O tal vez la racionalidad no sea una ventaja?
Job, un hombre recto e intachable (Job 2:3), tenía tres amigos “muy racionales” que lo visitaron en su momento de angustia (2:11), pero en lugar de consolarlo, lo juzgaron según sus razonamientos y lo hicieron sentirse solo. Durante el invierno de la vida de Job, la que consideraba su verdadera amistad se heló: “¡Mis impetuosos amigos me han fallado! ¡Son como las corrientes que se salen de su cauce! Son como el agua turbia y congelada, que se queda cubierta por la nieve pero que con el sol se derrite y con el calor se evapora” (Job 6:15-17, RVC).
¿Qué clase de amigas somos? ¿Qué hacemos cuando nos decepcionan nuestras amistades? ¿Somos capaces de regar con amor sus momentos de sequía, incluso cuando creemos que se los merecen? ¿Sabemos encajar la injusticia cuando viene de una amiga? Job, después de tan enorme decepción, “oró por sus amigos” (Job 42:10), porque “en todo tiempo ama el amigo; para ayudar en la adversidad nació” (Prov. 17:17, NV1).
* “Friends with Benefits” [Amigos con beneficios], Time, 20 de febrero de 2012, pp. 34-39.

“El amigo verdadero se mantiene más leal que un hermano” (Prov. 18:24, NTV).

DEVOCIÓN MATUTINA PARA LA MUJER 2016
Ante todo, cristiana
Por: MÓNICA DÍAZ
Lecturas Devocionales para Damas 2016
http://devocionmatutina.com
Facebook:
https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD

(412)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*