Domingo 19 de abril 2015 | Devoción Matutina para Mujeres 2015 | Hágase tu voluntad

Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra. Mateo 6:10.

¿Has pasado por alguna circunstancia en la que tuviste que J I I rendir tu voluntad a Dios? Cierta vez comprendí el significado pleno de esta frase.
Ese día mi hija, Elaine, se levantó alegre y llena de energía, como siempre. Desayunó bien y, luego, se preparó para ir a su clase de preescolar. Todo transcurría con normalidad para ella hasta que, en el primer recreo, se desplomó repentinamente sobre el suelo. La maestra corrió a ayudarla, pero advirtió que algo no andaba bien. Elaine se recuperó con rapidez, pero no sabía qué había pasado; parecía que había perdido la memoria. La llevaron al hospital para hacerle una revisión general, pero los médicos no encontraron nada anormal, y la trajeron a casa.
Dos horas después tuvo otro desmayo; entonces la llevamos a la sala de emergencias nuevamente. De ahí fue transferida a un hospital infantil. El contraste de las primeras horas del día con las de la tarde fue terrible: mi niña, feliz y sana en la mañana, ahora se encontraba conectada a varios aparatos en terapia intensiva. Su corazón dejaba de latir por instantes y luego se recuperaba. No eran desmayos ni convulsiones lo que Elaine había padecido, sino ¡paros cardíacos! Pasó varios días hospitalizada y, aunque estaba conectada a muchas máquinas, la actitud de Elaine siempre era positiva. Las enfermeras y los médicos se sorprendían por su espíritu alegre y su disposición a colaborar en su terapia. Todos los que la atendían se sentían aliviados.
Muchos oraron por Elaine, y el pastor la ungió en el hospital. Antes del ungimiento, caí de rodillas y le pedí a Dios que pudiera orar: “HAGASE TU VOLUNTAD”. Solo entonces pude decirle: Tú conoces el futuro de mi hija: “hágase tu voluntad y no la mía”. ¡Y sentí una gran paz! Elaine estuvo en terapia intensiva durante catorce días. Entonces, el cardiólogo confesó: “El caso de Elaine es un milagro”.
Hoy, mi hija es una joven saludable que entregó su vida a Dios, y estudia en la universidad para servir al Señor.
Querida hermana, ¡Dios hace milagros! Sea tu oración: “Hágase tu voluntad”.-Maru McDonald.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA LA MUJER 2015
Jardines DEL ALMA
Recopilado por: DIANE DE AGUIRRE
Lecturas Devocionales para Damas 2015
http://devocionmatutina.com
Facebook:
https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD

(250)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*