Domingo 9 de febrero – Devoción Matutina para Menores 2014 — La serpiente silbadora

«Sométanlo todo a prueba y retengan lo bueno. Apártense de toda clase de mal» (1 Tesalonicenses 5: 21, 22).

El oro siempre ha sido considerado mágico, y se ha asociado por su color a los poderes del sol. Los pueblos de la antigüedad llamaban al oro «lágrimas del sol» o «sudor del sol». Incluso el símbolo químico del oro, Au, viene de «Aurora», la diosa romana del amanecer. Como era un metal tan poco común y se pensaba que tenía poderes mágicos, los pueblos se pelearon por poseerlo y los reyes medían su poderío por la cantidad de oro que poseyeran.
Llegó un momento en que los reyes encontraron un uso práctico para el oro. Cuando los reyes no morían en el campo de batalla, a menudo eran eliminados por personas ambiciosas de su propio entorno, incluso de su propia familia. La manera más popular de librar a un país de un rey era envenenándolo.
¿Y cuál era el veneno más utilizado? El arsénico. No sabemos si por casualidad, pero se dieron cuenta de que cuando el arsénico es colocado en copas de oro macizo, el oro advierte de su presencia produciendo un silbido como de serpiente y mostrando las tonalidades del arco iris.
Las copas de oro están hechas de electro, una aleación natural de oro y plata sin refinar. Corno las copas reales eran moldeadas con golpes de martillo en vez de al fuego, su componente básico de plata y de otros metales e impurezas naturales permanecían en ellas. El veneno liberaba estas impurezas hacia el vino en forma de gases que producían una especie de silbido. Las trazas de hierro en el electro se convertían en óxido de hierro, generando un resplandor con los colores del arco iris. Muchos reyes se salvaron de ser envenenados gracias a este silbido y estos colores.
El arsénico es como los pecados que Satanás usa para destruirnos. Muchas veces no nos damos cuenta de que hemos sido envenenados hasta que ya es demasiado tarde. ¿No sería maravilloso tener una copa de oro que nos advirtiera cuando estamos a punto de hacer algo pecaminoso? De hecho, la tenemos. Podemos saber qué es malo y qué es bueno estudiando el resplandor que puede obtenerse de la Palabra de Dios y escuchando el silbido de la conciencia.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2014
EN LA CIMA
Por: Kay D. Rizzo
__________________________________________________
Visite nuestra web: www.DevocionMatutina.com
Espacio Adventista: www.EspacioAdventista.org
Devoción Matutina en video:
Youtube: www.youtube.com/jespadillchannel
__________________________________________________

(225)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*