Escuela Sabática Jóvenes | Domingo 2 de septiembre 2018 | Logros de la misión

DOMINGO 2 SEPTIEMBRE

LOGROS DE LA MISIÓN

Evidencia: Hech. 20:7-12.
La antigua Éfeso bien podría compararse con algunas de las grandes ciudades del mundo moderno. Piensa en algunas de las ciudades más grandes que conoces: Nueva York, Ciudad de México, San Pablo…
Cuando Pablo la visitó, Éfeso encabezaba regionalmente el comercio, la industria, el entretenimiento y mucho más. Era un puerto importantísimo, como Dubai, y atraía a personas de todos los rincones de la región para desarrollar actividades comerciales e industriales. Contaba con tres rutas Importantes que conectaban el puerto con Babilonia (al este), Esmirna (al norte) y el Valle del Meandro (al sur). Éfeso lo tenía todo.
El templo de Artemisa era la característica sobresaliente del lugar. “Considerado una de las siete maravillas del mundo antiguo, el templo de Artemisa de Éfeso estaba dedicado a la diosa de la caza. Solo permanecen el cimiento y una columna de este templo que llegó a medir 130 metros de largo, 67 de ancho y 18 de alto”.1
Gracias a la dirección de Dios, Pablo logró vencer los obstáculos en Éfeso. Para cuando dejó la ciudad con rumbo a Jerusalén, se habían instituido muchas iglesias, y el número de cristianos creció tremendamente entre los judíos y los gentiles. De allí la Importancia de la Carta a los Efesios, en la Biblia.
Con ese mismo espíritu de humildad y de dependencia de Dios, podemos lograr mucho más en nuestros días. Pablo resucitó muertos (Hech. 20:10). También estableció iglesias y ganó a muchos creyentes, ante la oposición de ciudadanos enojados. Su exitoso ministerio en Éfeso era una amenaza para el templo a Artemisa y la idolatría generalizada en la región.
Pero la tecnología en los días de Pablo no estaba desarrollada como en la actualidad. Hoy podemos ver un tour virtual de un lugar, sin pisarlo. Con el transporte terrestre y aéreo, podemos llegar a otros lugares con mucha mayor rapidez que Pablo, que dependía principalmente del transporte fluvial. Hoy tenemos las redes sociales y los teléfonos celulares para comunicarnos. Podemos escribir correos electrónicos, en vez de cartas. Podemos usar los adelantos de nuestros días para cumplir objetivos misioneros.
Por esa razón, cada miembro de la iglesia de hoy es un misionero. Dios ha pedido a su pueblo remanente, la Iglesia Adventista del Séptimo Día, que prepare el camino del Señor, que se apoye completamente en él y reciba el poder de la lluvia tardía del Espíritu Santo. ¡Cada persona es un sembrador! Miremos las instrucciones de Dios, y realicemos esfuerzos evangelizadores prácticos basados en la Biblia y en el Espíritu de Profecía.
‘Extraído de: bibleploces.com/ephesus
PARA PENSAR Y DEBATIR
¿De qué forma la tecnología nos ayuda a lograr nuestros objetivos misioneros en esta época?
Dismas Okello. Ndhiwa, Kenia.
=============================
Escuela Sabática Joven – Lección 10 – folleto Jóvenes
Esta semana estudiaremos la lección 10 – El tercer viaje misionero
Para el 8 de septiembre del 2018
Lecciones de Escuela Sabática – Tercer trimestre 2018
EL LIBRO DE HECHOS
Narración: Adan Vicente

(1)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*