Notas de Elena - Libro - Segundo trimestre 2013 - Escuela Sabática

Notas de Elena – Libro – Segundo trimestre 2013 – Escuela Sabática

Jueves 9 de mayo:

Perdonado, pero no perdonador

En las instrucciones dadas mediante Moisés, el Señor había colo­cado ciertas restricciones que los israelitas debían seguir en su relación con los idólatras, pero estas enseñanzas habían sido mal interpretadas. Tenían como propósito evitar que imitaran las prácticas de los paganos, pero ellos las utilizaron para construir murallas de separación entre Israel y las otras naciones. Los judíos consideraban a Jerusalén como su exclusivo cielo, y estaban celosos de que el Señor mostrara misericordia hacia los gentiles (The Southern Work, 28 de marzo, 1905).

Confundido, humillado e incapaz de comprender el propósito que tenía Dios al perdonar a Nínive, Jonás había cumplido sin embargo la comisión que se le diera de amonestar aquella gran ciudad; y aun cuan­do no se cumplió el acontecimiento predicho, el mensaje de advertencia no dejaba de haber procedido de Dios. Cumplió el propósito que Dios tenía al mandarlo. La gloria de su gracia se reveló entre los paganos…

Durante su ministerio terrenal, Cristo se refirió al bien realizado por la predicación de Jonás en Nínive, y comparó a los habitantes de aquel centro pagano con el pueblo que profesaba pertenecer a Dios en su época. Declaró: “Los hombres de Nínive se levantarán en el juicio con esta generación, y la condenarán; porque ellos se arrepintieron a la predicación de Jonás; y he aquí más que Jonás en este lugar”…

Como la predicación de Jonás fue una señal para los ninivitas, lo fue para su propia generación la predicación de Cristo. Pero ¡qué con­traste entre las dos maneras en que fue recibida la palabra!…

Esto constituye una lección para los mensajeros que Dios envía hoy, cuando las ciudades de las naciones necesitan tan ciertamente conocer los atributos y propósitos del verdadero Dios, como los ninivi­tas de antaño. Los embajadores de Cristo han de señalar a los hombres el mundo más noble, que se ha perdido mayormente de vista (Profetas y reyes, pp. 204, 205).

(470)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

2 Comments

  • cesdar Diaz Lopez 4 years ago

    es una bendicion tener una pagina

  • cesar Diaz Lopez 4 years ago

    como puedo tener o descargar los comentarios de elena de wite?