Jueves 21 de abril 2016 | Devoción Matutina para Adultos 2016 | El día YouTube de Dios también para ti

El día de los elegidos
“Preocupémonos los unos por los otros, afín de estimularnos al amor y a las buenas obras. No dejemos de congregarnos, como acostumbran hacerlo algunos, sino animémonos unos a otros, y con mayor razón ahora que vemos que aquel día se acerca”. Hebreos 10:24, 25, NVI

¿QUÉ HARÍAMOS sin YouTube? El eslogan del popularísimo sitio Web “Transmite tú mismo”. Está abierto a cualquiera que tenga tan alta consideración de sí mismo como para apuntarse con una videocámara y luego publicarlo, convirtiéndolo en ¡la tienda de intercambio de vídeo más frecuentada del universo! Bebés riéndose, desconocidos dando saltos: es eso y más. Y cuantos más, mejor.
Eso también se aplica al propio espacio YouTube de Dios -el día YouTube también para ti que llama sábado-, donde está su pasión: cuantos más, mejor. Solo que el “eslogan” no es “Transmite tú mismo”, sino “Ven tú mismo”, según señala nuestro texto de hoy.
¿No ves nada sobre el sábado en ese texto? En realidad, la palabra traducida “congregarse” es una inflexión del verbo griego episynagoge, de la que proviene nuestra palabra “sinagoga”, un lugar de culto sabático. De hecho, en todo el libro de Hechos, encontramos a cristianos y judíos adorando juntos en las sinagogas por todo el Imperio romano (Hech. 13:14,42, 44; 17:2; 18:4). Aquí en Hebreos 10 el autor está simplemente advirtiendo a sus lectores cristianos que no dejen de reunirse para adorar a Dios en sábado. Durante el turno de preguntas y respuestas después de una conferencia pública, preguntaron a C. S. Lewis, brillante apologeta cristiano del siglo XX, si la asistencia a la iglesia era necesaria para un cristiano. Contestó: “Esa es una pregunta que no puedo responder. Mi propio testimonio es que, al principio de mi experiencia cristiana, […] pensé que podía hacerlo por mi cuenta, retirándome a mis aposentos y leyendo teología, y que no acudiría a las iglesias ni a los salones de conferencias de asuntos religiosos” (God in the Dock, p. 61). ¿Te suena? “Voy a estar solo cuando adore: Dios y yo, y un buen libro, o la Biblia”. O: “Tengo un iPod, y me he descargado varios sermones, así que solo estaré perfectamente. No necesito este rollo de congregarse”. O “Tenemos planes de pasar el día en el lago, quizá haciendo una caminata. Ya sabes, disfrutar de la naturaleza del Creador. ¿Por qué molestarse con esto de congregarse?” En el comienzo de su experiencia cristiana, Lewis luchó con esta invitación a congregarse, y llegó a una firme conclusión que compartiremos mañana. Pero, ¿qué piensas tú? ¿Por qué puso Dios Hebreos 10 en nuestras Biblias? ¡Tiene que haber algo más en la adoración sabática que recoger una ofrenda!

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2016
ELEGIDOS
El sueño de Dios para ti
Por: Dwight K. Nelson
Lecturas devocionales para Adultos 2016

Home


Facebook:
https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD
========================
Visita también:

Inicio

Home


========================

(323)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*