Jueves 22 de mayo – Devoción Matutina para Menores 2014 — Vivimos en un zoológico

«Conocerán la verdad, y la verdad los hará libres» (Juan 8: 32).

«La psicología de la jirafa». ¿A que es un buen título para un libro? Dudo que exista un libro que se titule así, puesto que, ¿acaso alguien sabe en qué piensan las jirafas? En el zoo de San Diego, California, si lo saben. Allí imparten un curso para cuidadores de zoológicos. Tras observar que a las jirafas les da miedo bajar escaleras, los cuidadores del zoo utilizaron la psicología para controlarlas. Si pensamos en el extraño equilibrio que tienen que mantener las jirafas para no caerse, resulta fácil entender el miedo que estos animales tienen a las escaleras.
Cuando se construyó una nueva área para las jirafas en el zoo, se aplicó dicho descubrimiento. Para evitar que las jirafas vagaran por todas partes, sus cuidadores las situaron sobre una plataforma. Su miedo natural a las escaleras las confinó a modo de prisión.
Hubo otro descubrimiento parecido relacionado con los osos. Los científicos observaron que los osos no podían trepar ni siquiera una pequeña valla si esta estaba situada al final de una pendiente o una rampa. Una vez más, utilizaron esta información para mantener a los animales enjaulados.
Interesante, ¿verdad? Pues no te rías demasiado alto. En cierto modo, nosotros también estamos viviendo en un zoo. Satanás lleva estudiando a los humanos durante seis mil años. Observa nuestros hábitos; sabe qué cereales desayunamos por la mañana, sabe cuál es nuestro sabor de goma de mascar favorito. Aprende todo cuanto puede acerca de lo que nos gusta y lo que no, acerca de aquello que disfrutamos y de nuestros miedos, y utiliza esa información para controlarnos, para asegurarse de que continuemos pecando. Satanás se aprovecha de nuestras debilidades para mantenernos atrapados en su zoo.
Lo último que quiere es que descubras la verdad, porque entonces serías libre. Satanás no quiere que sepas que Jesús es tu vía de escape. Pero, aún va más allá. A diferencia de la jirafa o el oso, que no pueden cambiar su naturaleza, está en tu mano permitir que el Creador restaure de nuevo en ti la naturaleza que planeó originalmente que tuvieras. ¿No te alegras de conocer la verdad? ¿Estás agradecido a Jesús por haberte liberado?

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2014
EN LA CIMA
Por: Kay D. Rizzo
__________________________________________________
Visite nuestra web: www.DevocionMatutina.com
Espacio Adventista: www.EspacioAdventista.org
Devoción Matutina en video:
Youtube: www.youtube.com/jespadillchannel
Estudie Escuela Sabática: www.EscuelaSabatica.es
__________________________________________________

(313)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*