ESPT300X395Jueves 31 de enero
MORALIDAD Y RESPONSABILIDAD
En una lección anterior, consideramos el sermón de Pablo a los atenienses (Hech. 17:16-31). Sigamos el razonamiento que usó y notemos no solo dónde comenzó sino dónde terminó. ¿Por qué es importante la conclusión a la que llegó, especialmente con respecto al tema de los orígenes y la moralidad?

El sermón de Pablo a los atenienses comenzó con la creación y terminó con el juicio. De acuerdo con Pablo, el Dios que hizo el mundo y todo lo que hay en él fijó un día en el que ha de juzgar al mundo. Estar dotados de moralidad implica responsabilidad, y cada uno de nosotros será responsable por sus acciones y sus palabras (ver Ecl. 12:14; Mat. 12:36, 37).

Lee Apocalipsis 20:11 al 13, y Mateo 25:31 al 40. ¿Qué se enseña con claridad en estos textos, que está ligado directamente con la moralidad?

Todos los que hayan vivido se reunirán en la presencia de Dios para enfrentar el juicio. La diferencia entre los dos grupos de la parábola de Jesús es el modo en que cada persona trató a los que tenían necesidades. El Creador está interesado en cómo se relacionan entre sí sus criaturas, especialmente el trato que se les da a los necesitados. No hay lugar en el cielo para el principio de la selección natural; es contrario al carácter del Dios de paz.

Si la Biblia enseña algo es que, un día, la justicia que tanta falta hace en este mundo será devuelta por Dios mismo. Más aún, toda la idea del juicio implica un orden moral: ¿por qué juzgaría Dios, y mucho menos castigaría, si no hubiera normas morales a las que las personas deberían atenerse?

Piensa en la realidad y la certeza del juicio. ¿Por qué el evangelio y la promesa de salvación en Cristo son tan vitales para nosotros a fin de tener seguridad en ese juicio?

(305)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*