Libro complementario | Capítulo 4 | Cuando Dios reprende | Escuela Sabática


Libro complementario | Capítulo 4 | Cuando Dios reprende | Escuela Sabática fromjespadill

Descargar 1Cuando Dios reprende A menudo Dios es mal comprendido. Toda suerte de conceptos equi­ vocados acerca de él son expresados verbalmente y por escrito, en los que se lo cuestiona y se lo sienta en el banquillo de los acusados. Con frecuencia esta actitud se origina en un esfuerzo inconsciente por hacer encajar a Dios dentro del marco de nuestras ideas personales del amor y de la justicia. Sometemos a Dios a nuestros criterios en vez de someter­ nos a los suyos revelados en las Escrituras. Esta situación se hace especialmente evidente cuando Dios tiene que re­ prender. La reprensión es uno de los elementos más complejos de las relacio­ nes interpersonales, pues, por bien intencionada que sea, siempre está cargada con el enorme potencial de ser mal recibida, mal comprendida, y causar como resultado un efecto negativo sobre la relación. Esto se da con frecuencia entre amigos, jefes y subalternos, docentes y alumnos, hermanos, cónyuges, y sobre todo, entre padres e hijos. De ahí que la reprensión sea naturalmente rehuida, aplazada, o evitada por completo. Aunque no es deseada, la reprensión es una tarea que, finalmente, Dios, como el Padre ejemplar y por excelencia, tiene que asumir en su relación personal con sus hijos, puesto que insistimos en usar nues­ tra voluntad para apartamos de la suya. Su represión es siempre motivada por su amor (Apoc. 3: 19)

(239)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*