Lunes 17 de diciembre: 

EL SANTUARIO CELESTIAL: Parte 2

El servicio del Santuario terrenal revelaba tres fases de la salvación: el sacrificio sustitutivo, la mediación sacerdotal y el juicio. La Biblia enseña que las tres fases de la salvación están incorporadas en el ministerio de Cristo en favor de los pecadores.

Lee Isaías 53:6; Romanos 3:24 y 25; y 2 Corintios 5:21. ¿De qué forma la muerte de Cristo en la cruz satisfizo el aspecto sustitutivo de la salvación?

¿Qué dicen estos textos acerca de Cristo y de su mediación en favor de los pecadores? 1 Tim. 2:5; Heb. 7:25.

Así como los sacrificios de animales señalaban la muerte de Cristo, el ministerio sacerdotal era una sombra del verdadero ministerio de Cristo en el Santuario celestial. Específicamente, el ministerio continuo o diario de los sacerdotes en el Lugar Santo simbolizaba el acceso que el pecador tiene a Dios por medio del ministerio de Cristo como Intercesor y Mediador en el Santuario celestial (Heb. 4:14-16).

Estudia Hebreos 9:23. ¿Cómo se relaciona la purificación de las cosas en los cielos con la obra sacerdotal en el Santuario terrenal el Día de la Expiación?

Recordando los servicios del Santuario terrenal, Hebreos 9:23 señala claramente un ministerio purificador de Cristo en el cielo. Este es un texto que, durante siglos ha dejado perplejos a muchos eruditos, porque enseña que algo en el cielo ha sido contaminado y necesita ser purificado. Para los adventistas, con nuestra comprensión de las dos fases de la obra celestial de Cristo, esta purificación es el antitipo de la purificación anual del Santuario terrenal en el Día de la Expiación.

Piensa en la expiación: lo que significa, cómo se realiza y quién es el único que puede hacerla por nosotros. ¿Por qué, entonces, la noticia de que estamos viviendo en el “Día de la Expiación” debe ser algo positivo y lleno de esperanza?

 

(667)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*