HBOOK007-pequeños800Pero tú, cuando ores, entra en tu cuarto, cierra la puerta y ora a tu Padre en secreto. Y tu Padre, que ve en lo secreto, te recompensará en público. Mateo 6:6.

Aunque estés conectado con Dios las 24 horas del día, es decir, todo el tiempo, es importante tener un momento o un lugar especial para conversar con él. Puede ser en tu cuarto o en un rinconcito del jardín. No importa el lugar; lo importante es tener un tiempo reservado para contarle a Dios cómo fue tu día, lo que has pensado, las tristezas que tuviste o las alegrías que casi siempre hacen explotar el corazón. Es ese momento especial que te hará descubrir que él está realmente muy cerca.

Todas las personas que reservan un momento particular con Dios son bendecidas con un maravilloso sentimiento de protección. Haz la prueba y siente lo mismo.

 Hablemos con Dios

Padre celestial, qué bueno es tener contacto contigo todos los días.

¡Eso me da mucha alegría! ¡Amén!.

 

MEDITACIONES MATINALES PARA NIÑOS PEQUEÑOS

HABLEMOS CON DIOS

Por: Sueli Ferreira de Oliveira – Marta Irokawa

Visite nuestra web Oficial: www.DevocionMatutina.com

Espacio Adventista: www.EspacioAdventista.org

(359)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*