FOLLETO NOTAS DE ELENA - TERCER TRIMESTRE 2013Martes 13 de agosto: Elementos de unidad: nuestra misión y mensaje

Profesamos ser depositarios de la ley de Dios; aseveramos tener mayor luz, y procuramos una norma más alta que la de cualquiera de los otros pueblos de esta tierra; por lo tanto debemos manifestar mayor perfección de carácter y más fervorosa devoción.

Un mensaje muy solemne ha sido confiado a los que han recibido la luz de la verdad presente. Nuestra luz debe resplandecer para iluminar la senda de los que están en tinieblas. Como miembros de la iglesia visible y obreros en la viña del Señor, todos los que profesan el cristianismo deben hacer cuanto pueden para conservar la paz, la armonía y el amor en la iglesia.

Tomemos nota de la oración de Cristo: “Para que todos sean una cosa; como tú, oh Padre, en mí, y yo en ti, que también ellos sean en nosotros una cosa: para que el mundo crea que tú me enviaste” (S. Juan 17: 21). La unidad de la iglesia es la evidencia convincente de que Dios ha enviado al mundo a Jesús como su Redentor. Este es un argumento que los mundanos no pueden controvertir. Por lo tanto, Satanás está obrando constantemente para impedir esta unión y armonía, a fin de que los incrédulos, al presenciar la apostasía, la disensión y la contienda entre los que profesan ser cristianos, se disgusten con la religión y sean confirmados en su impenitencia. Dios queda deshonrado por aquellos que profesan la verdad, mientras están en divergencia y enemistad unos con otros. Satanás es el gran acusador de los hermanos y todos los que participan de esta obra se hallan alistados en su servicio (Joyas de los testimonios, p. 263).

El argumento más convincente que podemos dar al mundo acerca de la misión de Cristo, es que se nos encuentre en perfecta unidad. Y esa unidad que existe entre el Padre y el Hijo debe manifestarse entre todos los que creen la verdad; entre todos los que, mediante el poder de Dios, ofrecen una obediencia implícita a su Palabra. Si todos se consagran plenamente al Señor, y mediante la santificación de la verdad viven en perfecta unidad, ¡qué poder convincente acompañará la proclamación de la verdad! Es triste ver que tantas iglesias representen mal la influencia santificadora de la verdad, al no mostrar la gracia salvadora que los haría estar unidos como lo están el Padre y el Hijo. Si todos revelaran la unidad y el amor que debiera existir entre los hermanos, el Espíritu Santo manifestaría su poder en salvar a las almas. Deberemos dar cuenta a Dios por las almas bajo nuestro cuidado; esa es nuestra mayor tarea, y debiéramos con todo fervor pedir sabiduría de lo alto a fin de saber cómo realizarla con el mayor éxito. Y esa obra será más efectiva si trabajamos en perfecta armonía bajo la dirección del Espíritu Santo. No permitamos que la falta de unidad debilite la causa de Dios (Bible Training School, 1 de febrero de 1906).

Los que han aceptado la verdad del mensaje del tercer ángel se han de mantener firmes por la fe; y ésta los retendrá para que no sean llevados a las supersticiones y las teorías que los separarían entre sí y de Dios. Nuestra recepción de la verdad que tenemos como adventistas del séptimo día no fue una experiencia casual. Se la alcanzó mediante la oración ferviente y el estudio diligente de la Palabra inspirada. El Señor quiere que andemos y trabajemos en perfecta unidad. El nombre de Cristo debe ser nuestro emblema; su ejemplo, nuestra tarjeta de presentación; los principios de su Palabra, el fundamento de nuestra piedad; la unidad en el Espíritu, nuestra fuerza. Satanás intentará crear diferencias de opinión entre nosotros y hacernos desconfiar de los demás, a fin de ser guiados por un espíritu que no es de Dios, y traer desunión y desafecto. Pero la oración de Cristo, de que seamos uno como él y el Padre son uno, debiera ser cumplida en la iglesia en estos últimos días. La unidad entre nosotros es la credencial que nos habilita para representar en el mundo a Aquel que vino para mostrar los principios del cielo (Review and Herald, 19 de agosto de 1909).

(347)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*