HBOOK007-pequeños800Pero el Señor le dijo: No te fijes en su apariencia ni en su elevada estatura, pues yo lo he rechazado. No se trata de lo que el hombre ve; pues el hombre se fija en las apariencias, pero yo me fijo en el corazón. 1 Samuel 16:7.

Algunas personas son más bajas y otras son bien altas. Unas personas son delgadas y otras, más rellenitas. Existen personas morenas, rubias, negras, pelirrojas y blancas. Algunas tienen el cabello bien lacio y otras, lleno de rulitos. Unas usan anteojos; otras, aparatos en los dientes. Hay personas que necesitan usar sillas de ruedas, y otros, aparatos para oír mejor. Algunas tienen “ventanita”, a causa del cambio de los de leche por dientes definitivos. Las personas son diferentes unas de las otras.

¿A ti te gusta lo que ves cuando estás frente al espejo? ¿Qué es lo más bonito que tienes: tus ojos, tu sonrisa, tu cabello? Lo que deberías tener más bonito es tu corazón.

Hablemos con Dios

Señor, ayúdame a mirar a las personas y percibir su belleza interior, ayúdame a tener siempre un buen corazón. ¡Amén!

 

MEDITACIONES MATINALES PARA NIÑOS PEQUEÑOS

HABLEMOS CON DIOS

Por: Sueli Ferreira de Oliveira – Marta Irokawa

Visite nuestra web Oficial: www.DevocionMatutina.com

Espacio Adventista: www.EspacioAdventista.org

(225)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*