Lección 13 | Martes 25 de junio 2019 | Reconciliando corazones en lugares difíciles | Escuela Sabática Jóvenes

MARTES 25 DE JUNIO
RECONCILIANDO CORAZONES EN LUGARES DIFÍCILES
Evidencia: 1 Rey. 17:17-24
La historia de Elias y la viuda de Sarepta ilustra la reconciliación de corazones en lugares difíciles. Geográficamente, Sarepta es un lugar fenicio en la costa norte, en algún lugar entre Tiro y Sidón. Esta región es un semillero de idolatría; y todo el respeto y la lealtad se rinden al dios de la lluvia, Baal.
Elias había permanecido en el hogar de una viuda de Sarepta según la indicación de Dios (1 Rey. 17:9). Aunque ella solo tenía ingredientes suficientes para una comida, la viuda obedeció la palabra de Elias preparó el alimento para el hombre de Dios (vers. 15). Esto llevó al milagro de la multiplicación en el cual, al contrario de todas las expectativas, ni la harina ni la vasija de aceite se acabaron (vers. 16). Esta fue la primera oportunidad para la viuda y su hijo de volver su corazón a Dios.
De repente, llega un problema más grande: el hijo muere (vers. 17). Allí estaba una mujer que había perdido a su esposo en una tierra azotada por la hambruna y la sequía. Con la muerte de su hijo, su situación llegó al clímax. Sin embargo, aun ante esta terrible situación, Dios ofrece esperanza, gracia y consuelo. La presencia de Elias en su hogar era una oportunidad de volver su corazón a Jesús. Al final, Elias hace lo impensable y levanta al niño de su lecho de muerte (vers. 21-23).
Muchas veces nos encontramos en situaciones similares, donde los problemas del mundo pueden separarnos físicamente de nuestros seres amados. Que Elias haya levantado a ese niño de la muerte es una ilustración de que la reunión familiar es posible con Dios, a pesar de las circunstancias previas. Por tanto, en lugar de preguntar: “Dios, ¿por qué has hecho esto?”, deberíamos recordar que “Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman” (Rom. 8:28).
En su poder, Dios puede intervenir en el curso de nuestra vida de maneras que no comprendemos en lo más mínimo. Si reconciliamos nuestro corazón a Dios, él intervendrá en los problemas de nuestros hogares, vidas, negocios y familias. Dios es el Creador de las familias, y tiene el poder para restaurarlas aún frente a problemas.
Cuando llegan las luchas, quizá no entendamos por qué ocurren. Sin embargo, tales situaciones pueden ser una oportunidad para volver nuestro corazón a Dios y acercarnos más a él.

PARA PENSAR Y DEBATIR
El sufrimiento es doloroso, pero ¿cómo podemos usar un momento doloroso para acercarnos a Dios?
¿Debemos esperar pasar por una situación difícil para creer en Dios? ¿Por qué sí o por qué no?
=============================
ESCUELA SABÁTICA PARA JÓVENES
Lectura del folleto Joven
Lección 13: Para el 29 de junio de 2019
CÓMO RECONCILIARSE EN EL TIEMPO DEL FIN
2er. Trimestre 2019 – Las Etapas Familiares
Narración: Adan Vicente

(90)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*