Lección 3 | Martes 16 de julio del 2019 | “Ir a la iglesia”: ¿el antídoto de Dios para la violencia armada? | Escuela Sabática Jóvenes

MARTES 16 JULIO
“IR A LA IGLESIA”: ¿EL ANTÍDOTO DE DIOS PARA LA VIOLENCIA ARMADA?
Evidencia | Isa. 58:10-14; 61:1,2; Luc. 4:17-19.
Un día, en el almuerzo, le pregunté a mi amigo Chris, que es ateo, cuál pensaba que era la solución para los tiroteos en las escuelas y la violencia con armas en los Estados Unidos. Su respuesta me sorprendió: “La iglesia es lo único que conozco que puede resolver estos problemas. El problema con la violencia con armas es que estas personas atribuladas comienzan a aislarse de su comunidad. La solución es construir comunidades que lleguen a personas así. Los ateos lo han intentado, pero nunca han manejado bien esta noción de iglesia’.
La declaración de Chris me desafió a expandir mi idea de lo que significa “ir a la iglesia el sábado’. Lo que Chris me describió era un centro comunitario donde los ancianos se sentaban al lado de los jóvenes, los médicos almorzaban al lado de los sin hogar, las familias podían compartir sus cargas unos con otros, y alcanzar a quienes estaban en problemas en su comunidad local. Para Chris, la iglesia era el lugar ideal para el solitario, el adicto, el atribulado, el marginado y el desesperado, adonde ir para encontrar descanso y comunidad. ¿Podrá ser que Dios designara el sábado como un antídoto para los problemas de la sociedad?
Chris me recordó lo que hizo Cristo cuando fue a la iglesia en sábado. En Lucas 4:17 al 19, Cristo leyó una porción de Isaías 61:1 y 2 (ver también Isa. 58:6), que es un pasaje del Antiguo Testamento sobre la justicia social. Isaías 58 es especialmente interesante, ya que une la justicia social (vers. 1-12) con la verdadera observancia del sábado (vers. 13, 14). Jesús estaba muy interesado en hacer en sábado las cosas escritas en Isaías 58 (Mar. 2:23-28; Luc. 6:6-11; 13:11-17; 14:1-6; Juan 5:2-9).
En mi iglesia se hace un almuerzo a la canasta cada sábado después del sermón, al que invitamos a personas que pasan hambre; después pueden llevarse las sobras también. Los sábados de tarde hay un programa para inmigrantes que quieren mejorar su inglés. Muchas personas solas que quieren hablar o ser escuchadas también encuentran una comunidad en estos eventos de los sábados por la tarde.
Al final de nuestra conversación, Chris me dijo: “Como ateo, a menudo he considerado ir a la iglesia solamente porque son los mejores constructores de comunidad que conozco y lo que nuestra sociedad necesita para vencer problemas sociales de racismo, clasismo y violencia armada’. Como cristianos, no deberíamos sorprendernos. Chris nos está llamando como Isaías profetizó que se llamaría a los guardadores del sábado: “reparadores de muros derruidos’, “restauradores de calles transitables” (Isa. 58:12).

PARA PENSAR Y DEBATIR:
Elige un periódico local y busca identificar en sus artículos las necesidades específicas de tu comunidad local. Luego, busca en la Biblia y ora para planificar actividades que tu iglesia podría patrocinar los sábados de tarde, para suplir esas necesidades.
=============================
ESCUELA SABÁTICA PARA JÓVENES
Lectura del folleto Joven
Lección 3: Para el 20 de julio de 2019
EL SÁBADO: UN DIA DE LIBERTAD
Tercer Trimestre 2019 – Servir a los necesitados
Narración: Adan Vicente

(139)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*