Lección 4 | Miércoles 24 de julio del 2019 | Ser justo y misericordioso | Escuela Sabática para Jóvenes

MIÉRCOLES 24 JULIO
SER JUSTO Y MISERICORDIOSO
Cómo hacer | Sal. 82:3,4
Dios es el mayor Juez del universo. Él es a quien deberíamos buscar para imitar en justicia y misericordia. En la Biblia, el Señor resume algunas orientaciones básicas para ayudarnos a ser más como él.
Dios nos dice que primero, para ser justos y misericordiosos, debemos ser rectos. Incluso los Diez Mandamientos nos resultan demasiado difíciles de cumplir por nuestros propios medios. Solo por la gracia de Jesús podemos obedecer y seguir la voluntad de Dios para nosotros. Esto significa que debemos tener comunión con Dios diariamente, por medio de la oración y la meditación en su Palabra, para poder discernir su voluntad y encontrar fuerzas en él para obedecer.
La justicia y la misericordia no son conceptos fáciles de comprender para los seres humanos. Por causa de nuestra naturaleza pecaminosa inherente, deseamos buscar represalias y vengarnos de quienes nos agraviaron. Sin embargo, Dios nos dice que deberíamos hacer el bien a quienes nos maltrataron (Luc. 6:27,28). Nos desafía a ponernos por encima de nuestra naturaleza pecaminosa y esforzarnos por imitar su carácter; a perdonar a los demás, y no permitir que eventos del pasado manchen nuestras acciones cuando interactuamos con quienes nos han hecho mal. Debemos ser corteses y respetuosos, mantener una mente abierta y una actitud optimista que dé segundas oportunidades. Jesús nos dice que debiéramos perdonar setenta veces siete: o sea, más veces de las que podemos contar; deberíamos perdonar innumerables veces (Mat. 18:21,22).
Dios también nos ordena ayudar a quienes son menos afortunados. Nos pide que tengamos misericordia de los pobres, que proveamos para ellos, y no que les quitemos lo que tienen ni los oprimamos (Prov. 14:31; 19:17; 22:22). Esto quiere decir que deberíamos hacer lo mejor posible por ayudar a quienes pasan necesidades, como ser voluntarios en una colecta de alimentos, dar unas monedas a un mendigo o donar ropa o cepillos de dientes. Aunque no siempre veamos todo el impacto que podemos tener en otros, deberíamos servir de todas formas porque amamos a Jesús y deseamos ser más como él.
Somos llamados a ayudar a quienes están pasando necesidad, a hacerlo con justicia y misericordia, y a imitar el carácter amante de Dios entregando nuestra vida a Jesús. Debemos dar a Dios todo de nosotros y permitir que él nos use para llevar a otros más cerca de él. Si seguimos las orientaciones escritas en la Biblia, podemos brillar con el carácter de Dios, y mostrar a los demás que nuestro Dios es un Dios justo y misericordioso.

PARA PENSAR Y DEBATIR
¿Por qué te parece que Dios nos pide que ayudemos a otros siendo justos y misericordiosos con ellos, y cómo podemos hacerlo aun si ellos son crueles con nosotros?
¿De qué manera ser justos y misericordiosos con otros está relacionado con el hecho de que Dios es justo y misericordioso con nosotros?
=============================
ESCUELA SABÁTICA PARA JÓVENES
Lectura del folleto Joven
Lección 4: Para el 27 de julio de 2019
MISERICORDIA Y JUSTICIA EN SALMOS Y PROVERBIOS
Tercer Trimestre 2019 – Servir a los necesitados
Narración: Adan Vicente

(121)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*