Lección 5 | Martes 30 de abril 2019 | Corregir con amor | Escuela Sabática Adultos

Martes 30 de abril
CORREGIR CON AMOR
¿Qué enseña Proverbios sobre la importancia de la disciplina y la corrección de un niño? Proverbios 10:17; 23:13, 14; 29:1; 29:15.
Los padres algunas veces disciplinan a sus hijos para impresionarlos sobre lo que es un comportamiento socialmente inaceptable, para castigarlos por su desobediencia o incluso para expresar su disgusto cuando se sienten avergonzados. Pero ¿cuál es la intención de Dios con respecto a la disciplina para estos jóvenes miembros de la familia? Proverbios establece la disciplina en el contexto de la esperanza para el futuro (Prov. 19:18). Los padres piadosos saben que los niños tienen una naturaleza pecaminosa. Solo un poder puede ayudarlos con esto, y este poder es Cristo (ver Ed 28). La misión de los padres cristianos, que incluye la disciplina, es conducir a los niños a Dios.
Apuntalar una planta tierna. Por medio de Cristo, la disciplina no se ve como un castigo ni como una expresión de autoridad, sino como una corrección redentora. El plan de Dios es que los padres amorosos, conociendo la fuerza del pecado, guíen los pasos de sus hijos hacia Cristo. Los padres cariñosos corrigen amablemente y con firmeza, restringiendo y guiando a los niños durante los primeros años, así como un horticultor apuntala un árbol recién plantado, hasta que se manifiesta el autocontrol, y el joven confía en Dios y coopera con el plan divino para la salvación, el crecimiento y la madurez.
¿Qué mensaje para los padres se encuentra en Proverbios 13:24; 23:13 y 14?
En total, solo unos pocos versículos mencionan la “vara” (hebreo shebet) en el contexto de disciplinar a los hijos. En las publicaciones para padres cristianos, es común la noción de que el uso parental de la vara debe ser como el del Pastor celestial, que la usa para guiar a su rebaño (Sal. 23:4). En otros lugares, las Escrituras denotan enseñanza paciente, ejemplo congruente, buena comunicación y relaciones estrechas para lograr cambios en los niños (Deut. 11:18, 19). El hecho de que el niño sienta que sus padres lo aman es vital para que la disciplina tenga el efecto deseado: que sea correctivo y redentor (Prov. 13:24).
Cuando la disciplina ha fallado en su propósito por ser demasiado dura o incomprendida, ¿cómo pueden los padres hacer las paces con sus hijos?
=============================
Lecciones de Escuela Sabática para Adultos
Lección 5: Para el 4 de mayo de 2019
PALABRAS SABIAS PARA LAS FAMILIAS
2er. Trimestre 2019 – Las Etapas Familiares
Narración: Carlos Martín

(188)

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*