Lección 9 | Sábado 24 de agosto del 2019 | La vida en comunidad | Escuela Sabática Jóvenes

EL SERVICIO EN LA IGLESIA DEL NUEVO TESTAMENTO

‘La religión pura y sin mancha delante de Dios nuestro Padre es esta: atender a los huérfanos y a las viudas en sus aflicciones, y conservarse limpio de la corrupción del mundo” (Sant. 1:27).

SÁBADO 24 AGOSTO
LA VIDA EN COMUNIDAD
Introducción | Hech. 2:46,47
He tenido el privilegio de vivir en algunas zonas residenciales de lujo en Nairobi, la capital de mi país, y de observar de cerca la necesidad que hay en las comunidades. Casi toda vez que entramos con el auto a la comunidad cerrada vemos personas que mendigan al lado de la autopista. En las instituciones de salud cercanas hay personas enfermas y necesitadas de compasión, amor y cuidado. Las instalaciones penitenciarias de nuestros países tienen presos que necesitan alimento espiritual, mental y físico.
Estas circunstancias nos recuerdan algo: hay una gran necesidad de vivir en comunidad, y no solos. Necesitamos responder a las necesidades de las personas y del entorno que nos rodea, y así estaremos cumpliendo como iglesia con nuestra misión.
La idea de ministrar a las necesidades de quienes nos rodean no es algo nuevo del cristianismo. En el Antiguo Testamento, Dios utilizó a los profetas para entregar el mismo mensaje: la necesidad de ayudar a los miembros menos afortunados de la sociedad (ver Isa. 1:17). En el Nuevo Testamento, Cristo nos dejó la Gran Comisión, que permanece como el eje del evangelismo, la testificación y el servicio para todos los cristianos en todo el mundo. Incluso en el siglo XXI, los gobiernos y las instituciones reconocen la práctica de la justicia social.
Los discípulos practicaron la justicia social aún después de que Jesús ascendiera al cielo. Al cumplir la Gran Comisión, ayudaron a esparcir la Palabra de Dios a muchas partes del mundo y respondieron a las necesidades de las personas que encontraban.
Para los cristianos en esta época, el servicio comunitario es un llamado a usar lo que tenemos para suplir las necesidades de los miembros menos afortunados de nuestra sociedad. Algunos de los beneficiados por el servicio comunitario son los niños, los ancianos vulnerables, las personas con discapacidades y el medio ambiente.
Aprendiendo del trabajo de los apóstoles, nosotros también podemos desarrollar comunidades en las que la Palabra de Dios reine en cuanto suplimos las necesidades prácticas de los desafortunados.
=============================
ESCUELA SABÁTICA PARA JÓVENES
Lectura del folleto Joven
Lección 9: Para el 31 de agosto de 2019
EL SERVICIO EN LA IGLESIA DEL NUEVO TESTAMENTO
Tercer Trimestre 2019 – Servir a los necesitados
Narración: Adan Vicente

(91)

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*