Pequeños

Tu oración: Dios, sé que cuando me enfermo, tú me sanas.

Versículo para hoy: «Un hombre enfermo de lepra se acercó a Jesús, y poniéndose de rodillas le dijo: “Si quieres, puedes limpiarme de mi enfermedad”». Marcos 1:40.

“CUIDADO, viene el leproso!», gritaba la gente al ver al leproso llegar a la ciudad. «Tengo que ver a Jesús, sé que él me va a sanar», decía para si el leproso. Mientras caminaba, gritaba: «Inmundo, inmundo!», para que toda la gente se alejara. Algunas personas miraban al leproso y se preguntaban que pecado había cometido para tener esa enfermedad.

El leproso vio a Jesús que estaba rodeado de personas, se arrodillo a los pies de Jesús y le pidió que lo sanara, la gente se hacía a un lado para no oler ni tocar al leproso, y alejaban a Jesús para que no estuviera cerca de él, pero Jesús se acercó y puso sus manos sobre el leproso. iLas personas que estaban ahí no lo podían creer!

Jesús estaba tocando al leproso y cuando lo hizo, la piel que antes tenía manchas y llagas, se transformó en una piel suave y tersa. El leproso había sanado gracias a Jesús.

LECTURAS DEVOCIONALES PARA PEQUEÑOS

AMIGOS DE JESÚS

Por: Cesia Alvarado Zemleduch

Visite nuestra web Oficial: www.DevocionMatutina.com

Espacio Adventista: www.EspacioAdventista.org

En Youtube (Jespadill-channel): www.youtube.com/jespadillchannel

Podomatic (Daniel Ramos): http://danielramos.podomatic.com/

(755)

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*