Himno 379 | Habla, Señor, a mi alma | Himnario Adventista

379. HABLA, SEÑOR, A MI ALMA

1. Habla, Señor, a mi alma; hable tu dulce voz;

susurre en tierna notas: “Tú no estás solo, no”.
Mi corazón prepara, presto a escuchar tu Ley;
canciones mi alma llenen de gratitud y fe.

Coro
Háblame en dulces notas, háblame con amor:
“Ya la victoria es tuya, no tengas más temor”.
Háblame cada día, hable tu tierna voz;
susurre en mis oídos: “Tú no estás solo, no”.

2. Habla a tus hijos siempre, dales tu santidad;
llénalos de tu gozo; enséñales a orar.
A ti consagren todo, vivan tan solo en ti,
traigan tu reino pronto, vean tu rostro aquí.

3. Habla cual en lo antiguo diste tu santa Ley.
Tus testimonios siempre quiero guardar por fe.
Quiero magnificarte, quiero a tu gloria dar
el grato testimonio de obedecer y amar.



(17280)

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Librería IADPA

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*